Google+

jueves, 29 de noviembre de 2012

El párroco del Alto Maliaño, el Colegio Juan de Herrera y el Grupo Scout Cachón, entre los premiados en el XVII Certamen Humanidad y Medio

Imagen de los premiados.

La edición más nacional del Certamen Humanidad y Medio celebró ayer, en la sala de conferencias del Centro Cultural La Vidriera, de Maliaño, su XVII entrega de galardones que en el apartado de proyectos sostenibles en Camargo reconoció el trabajo del párroco del Alto Maliaño, José Antonio Obregón Ginel, el Colegio Público Juan de Herrera y el Grupo Scout Cachón, entre otros.

El Colegio Público Juan de Herrera obtuvo en la categoría Proyectos Sostenibles en Camargo, el primer premio por el proyecto ‘Dame la mano y vamos a darle una vuelta al mundo’. La Asociación Ría logró el segundo por el proyecto ‘Restauración y Gestión Ambiental sostenible del monte Litoral de la Sierra de Parayas (2007-12)’, en el marco del Plan RIA LAB.

Recibieron también reconocimiento en este ámbito Colegio Juan de Herrera, de nuevo por el proyecto ‘La Vidriera: Luz de pasados que ilumina futuros’,  encuadrado entre las iniciativas del centro dentro del Plan de Escuelas Asociadas a la UNESCO; el Colegio Público Mateo Escagedo Salmón que presenta al Certamen el proyecto  ’El M.E.S. se sostiene’, y el Grupo Scout Cachón por la iniciativa ‘Descubriendo la Cultura cachonera’ desarrollado durante el curso 2011/12 y compuesto por varias actividades, a través de las cuales se promueve la educación en valores.

En el apartado de Prácticas Sostenibles en Camargo recibieron reconocimientos José Antonio Peral Lezcano, director durante un cuarto de siglo de  la Coral Peñas Blancas de Revilla y José Antonio Obregón Ginel, el párroco del Alto Maliaño y referente por su compromiso con este pueblo durante su larga trayectoria, además de ser uno de los pilares en el desarrollo del proyecto del Grupo Scout Cachón y de los Scouts de Cantabria.

La edición de este año ha reforzado la dimensión del certamen potenciando la dotación económica de los premios nacionales. En esta categoría el Premio Especial Sostenibilidad correspondió a la Asociación de Frontera Tod@vía, por una Vía sostenible de Salamanca por el proyecto ‘EnTrenAndo’ de rehabilitación de la vía de tren  entre Fuente de San Esteban (España) y Barca d`Alva (Portugal) Bien de Interés Cultural, con la categoría de Monumento.

El segundo premio en esta categoría  fue para el Colegio Público de Educación Especial Gloria Fuertes, de Andorra, por el proyecto ‘Las semillas del hombre que plantaba árboles’, que plantea un compromiso con la conservación de la naturaleza mediante una metodología creativa, activa e investigativa, que implica el contacto directo con el medio objeto de estudio. Las menciones especiales a proyectos nacionales han sido para la Fundación Nueva Cultura del Agua (Zaragoza),  RietVell, S.A. y GEA Impulso Global S.L. Se entregó diploma a la La Fundacion Vida Sostenible, a Ambientum, a la Escola Pia Sant Antoni de Barcelona, al IES Diego e Guzmán y Quesada y al Centro San Félix, de Ortuella.

En la modalidad Proyectos Sostenibles en Cantabria’ el primer premio fue para Esther Pascual Fernández, en representación de un equipo en el que participan Manuel López Miyares y Pablo Alonso Gutiérrez, por el proyecto ‘Reutilización de purines de ganado para la fabricación de recipientes para plantas’.

La Asociación Red Cambera obtuvo el segundo premio con  el proyecto ‘Ríos en Cantabria’ de educación ambiental y voluntariado para el diagnóstico y la conservación de los ríos de Cantabria.

El Centro Experimental DINAMO y la iniciativa ‘Artesanía en papel’ recibieron también reconocimiento por esta actividad impulsada por  la Asociación Ciudadana Cántabra Antisida.

Las menciones especiales fueron para Eva Tordesillas Gómez y Carlos Rubio Cedrún por ‘La mi huertuca’; el Espacio Espiral de Santander por ‘La poesía sonora de los árboles’,  mientras que los diplomas recayeron en Marta Uranga Gutiérrez por la propuesta ‘El patrimonio natural, lo que nos da la vida’ y el Colegio Nuestra Señora de la Paz de Torrelavega y su proyecyo ‘Semana Azul’.

Dentro de la categoría Prácticas Sostenibles en Cantabria, fueron premiados la Asociación Cultural Peonza por su contribución a la sostenibilidad, a través de la promoción de la educación y de la expresión creativa literaria durante más de veinticinco años de actividad, así como el Internacional Fútbol Club, es una institución deportiva creada en Cantabria en 2011, para promover el desarrollo social y humanitario en todo el mundo.

El jurado ha estado integrado por  Ricardo González Isla, Agustín Ibáñez Martínez, Pilar Fernández Palacios, Juanjo Paredes, Santiago Canales y Carmen Solana.

“La tierra puede vivir sin nosotros, pero nosotros no podemos vivir sin la tierra”, este es el mensaje que según el alcalde, Diego Movellán, resume el espíritu de la totalidad de proyectos reconocidos ayer. Movellán aseguró que toca ahora a la política y a la empresa “dar un paso atrás” para “que se puedan seguir escuchando las voces de los profesionales y alumnos de la Escuela Municipal de Medio Ambiente, voces que están diciendo mucho de lo que la tierra de Camargo va a ser cuando en el futuro esté en manos de quienes hoy aún van al colegio.

Por su parte el Concejal de Medio Ambiente Guillermo Plaza  explicó que “uno de los mayores logros del certamen este año ha sido la gran variedad de procedencias de los proyectos, Canarias, Cataluña, Castilla y León,  son solo un ejemplo de los 11 proyectos a nivel nacional con los que contamos”.

Plaza destacó la “la diversidad de temáticas y colectivos presentados nos llevan a pensar que a lo largo de los próximos años el número de Proyectos se incrementará de forma notable” y destacó la relevancia  de los distintos patrocinadores y colaboradores entre ellos Candesa, Teican, Valle Real, SEO  y Librería El Crucero, un colaborador histórico del Certamen”